[CAT] [esp] [eng]

DPA
DOCUMENTS DE PROJECTES D' ARQUITECTURA

CONTINGUT

CRÈDITS

 

ARTÍCLES
Cómo reconocer y leer un mat-building.
Alison Smithson.

Leer un mat-building. Una aproximación al pensamiento de los Smithson.
Roger Such

Mat-building.
Jaime Coll

Siguiendo la trama. Notas sobre el mat-building.
Carles Muro

Los mat-buildings y las universidades de los 60.
Raúl Castellanos, Débora y Domingo, Jorge Torres

¿Por qué la Freie Universität Berlin debería ser un mat-building?
Ton Salvadó

La otra puerta de Venecia
Marta Peris

El hospital de Venecia de Le Corbusier: mucho más que un mat-building
María Cecília O’Byrne

Aquellas cosas, secretas y necesarias. El Orfanato de Aldo van Eyck
Ariadna Perich

Las oficinas Centraal Beheer. Tejer y apilar como mecanismos de orden
Daniel García-Escudero

Berlín Hauptstadt, 1957. Alison & Peter Smithson con Peter Sigmond
Estel Ortega

Mat-city. Plan de KenzoTange para un mundo flotante.
Jorge Vidal

Tracking forward. Del mat-building al microchip social
Alberto Peñín

La sección en el mat-building
Mara Partida

Historias del Team 10 y otras reflexiones
Aquiles González

Cinco antecedentes históricos del mat-building
Carles Martí, Berta Bardí

Manfred Schiedhelm (1934-2011)
Carles Muro, Ton Salvadó

Homenatge a Albert Illescas. La formació. La docència. El viatge
Josep Ferrando

MAT-BUILDING

MAT-BUILDING. DPA 27/28, Desembre 2011
Departament de Projectes Arquitectònics, Barcelona. ISSN 1577-0265

EDITORIAL

Franco Cassano escribió Sapere cardinale (Saber cardinal) en 1998 y lo incluyó en el libro Paeninsula. L'Italia da ritrovare, publicado por Laterza ese mismo año. En dicho texto el autor desarrolla una brillante disquisición a cerca de los cuatro puntos cardinales en la que éstos no son vistos tan sólo como referencias geográficas sino, más bien, como núcleos en que se concentran ciertos valores antropológicos. Este enfoque le permite hacer un diagnóstico en clave geopolítica en el que denuncia el predominio de la actual alianza norte-oeste que condena al sur y al este al más absoluto ostracismo y sometimiento.

Así mismo señala la posibilidad de aplicar una lectura de ese saber cardinal al territorio específico de la cultura, superando una visión del conocimiento como algo inconexo y aislado. Norte, Sur, Este y Oeste dejan entonces de pertenecer al reino de lo absoluto: el verdadero sentido de cada elemento está en su posición relativa con respecto a los otros. Este es el punto de vista desde el que cabe entender la reflexión sobre la arquitectura nórdica que propone el número 26 de DPA.

Gerard Mortier, ha declarado recientemente en una entrevista publicada en el suplemento cultural de El País (11/09/2010), que se considera "un hombre del norte movido por su fascinación hacia el sur". Recíprocamente, nosotros, a través de esta monografía, hemos tratado de documentar nuestra fascinación hacia el norte, propia de los arquitectos del sur. Esta doble tensión atraviesa todo el siglo XX y se prolonga en el XXI. Así, mientras que los mayores arquitectos nórdicos, capitaneados por Gunnar Asplund, miran intensamente hacia las costas del Mediterráneo, hacia las plazas de las ciudades italianas o hacia las ágoras de la Turquía helenística, en España, Italia o Grecia los arquitectos cultos no pierden de vista nada de lo que ocurre en los países escandinavos.

Esta es la idea básica sobre la que se construye este número de DPA. En él se confrontan dos grupos de estudiosos. Por un lado, Gareth Griffiths, Peter Thule, Ulf Gronvold y Henrietta Palmer, dibujan el mapa de las principales líneas de acción del frente nórdico a partir de los cuatro grandes países que lo constituyen: Suecia, Noruega, Dinamarca y Finlandia. Por otro lado, Arturo Frediani, Jaime J. Ferrer, Berta Bardí y Daniel García Escudero, estudian algunas de las obras más significativas de Lewerentz, Utzon, Sverre Fehn, Jacobsen y Aalto. Se teje así un intenso diálogo que permite perfilar con claridad los valores de la arquitectura nórdica. El número concluye con las aportaciones de Roger Connah y de Lisbet Baslev, y el postfacio escrito por Antonio Millán. Todo ello mantiene en pie la dialéctica entre el Norte y el Sur como referente cognoscitivo y como instrumento del proyecto.